Las lentes graduadas ocupacionales de ZEISS aportan una visión más relajada en el trabajo

/COMUNICAE/

Como fabricante de lentes oftálmicas, ZEISS aprovecha el día del trabajador para recordar sus soluciones adaptadas a las necesidades específicas de las personas que trabajan con un ordenador, permitiéndoles adoptar una postura relajada

Las lentes graduadas ocupacionales de ZEISS (ZEISS Officelenses) están especialmente adaptadas a las necesidades específicas de las personas que trabajan con un ordenador, permitiéndoles adoptar una postura relajada. Las lentes ZEISS Officelenses ofrecen un campo de visión muy amplio en las distancias cercanas y en las intermedias (desde el medio metro hasta los cuatro metros). Esto permite ver y trabajar de manera óptima justo en el rango de visión que su trabajo le exige. La cabeza y el cuello estarán en una postura natural y relajada durante todo el día. “Como fabricante de lentes oftálmicas, la misión de ZEISS en este sentido es la de ayudar a mejorar las condiciones visuales y la salud visual de las personas en el trabajo”, valora Alberto Cubillas, director general de Carl Zeiss Vision España.

Las lentes graduadas ocupacionales de ZEISS tienen tres versiones personalizadas
Gracias a la tecnología desarrollada por Carl Zeiss Vision para determinar la distancia intermedia máxima (o M.I.D. según las siglas en inglés de Maximum Intermediate Distance), las lentes graduadas ocupacionales de ZEISS se pueden adaptar a la distancia de visión que el usuario necesita.

Las lentes graduadas de ZEISS se fabrican tomando como base la distancia máxima que el usuario individual necesita para ver día a día en su puesto de trabajo. Esta distancia, llamada «valor M.I.D.» es la distancia que el usuario necesita dentro de la habitación para ver con claridad y nitidez.

Existen tres versiones diferentes de lentes ocupacionales ZEISS
Lente oftálmica ocupacional «visión proxima»: En este diseño, se establecen dos metros como la distancia máxima a la que el usuario de las lentes debe ver con claridad y nitidez. Esta versión es ideal para las personas que trabajan principalmente en el ordenador o leen mucho.

Lente oftálmica ocupacional «de habitación»: En esta lente oftálmica se establecen cuatro metros como distancia máxima, lo cual permite al usuario ver en un rango que va desde la distancia de lectura hasta el campo de visión intermedio. El modelo «de habitación» está diseñado para las personas que, por ejemplo, trabajan mucho con clientes y, al mismo tiempo, trabajan frente a una pantalla.

Lente oftálmica ocupacional «individualizada»: Esta versión está individualmente diseñada para satisfacer las necesidades específicas del usuario. En ella, el óptico-optometrista define con extremada precisión cuál es la distancia de visión máxima óptima que el usuario va a necesitar dentro de la habitación. Además, para fabricar estas lentes graduadas, se tienen en cuenta los datos de centrado del usuario, la distancia de trabajo cercana y las dimensiones de la montura.

Las lentes graduadas ocupacionales de ZEISS, al igual que las lentes graduadas progresivas y las lentes monofocales, están disponibles en las ópticas con diferentes diseños (Officelens Plus, Officelens Superb y Officelens Individual), así como con una amplia variedad de materiales y características, pero siempre todas con protección UV total, como cualquier lente orgánica transparente de la marca alemana, en el nuevo estándar de salud visual creado por ZEISS.

https://www.zeiss.es/vision-care/mejor-vision/vida-profesional/mejor-vision-y-mas-comodidad-en-el-trabajo.html

Fuente Comunicae

Powered by WPeMatico